Medio ambiente

Hace unos años nuestro equipo de gobierno nos anunciaba que Torrelodones ya depuraba el cien por cien de sus aguas y que se iba a acometer la renovación de todas las canalizaciones. La realidad una vez más nos aleja de la propaganda institucional. Lo cierto es que la estación depuradora de Galapagar se ha quedado pequeña y nuestra red de saneamiento no sólo no se ha renovado, sino que ha seguido deteriorándose y es a día de hoy totalmente obsoleta e insuficiente. El desbordamiento y los vertidos a través de aliviaderos son frecuentes y crean graves problemas de insalubridad en algunas zonas, como en El Gasco o en Los Peñascales.

Ante las reiteradas quejas de los vecinos afectados y la dejadez del Ayuntamiento, nos pusimos en contacto directamente con responsables del Canal de Isabel II y de la Confederación Hidrográfica del Tajo, habiendo comprobando como se echan la culpa los unos a los otros en un claro ejemplo de dejadez, desidia e irresponsabilidad, ante la pasividad del Ayuntamiento.

Cuanto más nos suben el impuesto de basuras, mayor es la dejación de funciones del servicio de limpieza y mayor el desaseo de nuestras calles. Ante las quejas de los vecinos, el equipo de gobierno, lejos de velar por que la empresa encargada del servicio cumpla lo estipulado, la defiende de manera sospechosa, a la vez que culpan de la suciedad a la falta de civismo de los vecinos.

El actual contrato de los servicios de limpieza es muy elevado y nos sale muy caro. Es función del equipo de gobierno, y especialmente de su concejal responsable, que los resultados sean acordes a lo que un municipio como el nuestro se merece.

torrelodones minuto a minuto

Facebook

Twitter

¡Síguenos!
cargando...

Instagram

Ver más...

Youtube

¡Síguenos!